Mostrando entradas con la etiqueta pimentón. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta pimentón. Mostrar todas las entradas

viernes, 29 de noviembre de 2013

Steak Tartar de Ternera ¿Cómo se hace?

Hace unas semanas me animé a preparar un tartar de ternera. Era la primera vez que me atrevía a preparar un tartar y tengo que reconocer que el resultado me sorprendió para bien. Mi receta es una adaptación de una receta original de Joan Roca de El Celler de Can Roca Tres Estrellas Michelín. Una humilde adaptación de su Steak Tartar. Es una receta muy original, con unos contrastes y sabores muy especiales. Fácil de preparar, rápido y muy muy rico. Os recomiendo que os atreváis a preparar esta receta.





INGREDIENTES PARA 4 COMENSALES
  • SOLOMILLO DE TERNERA 250g
  • ALCAPARRAS EN VINAGRE 10g
  • PEPINILLOS EN VINAGRE 10g
  • CEBOLLA 10g
  • SALSA DE MOSTAZA DE DIJON
  • SALSA TABASCO
  • MAYONESA
  • SALSA LEA PERRINS
  • SAL Y PIMIENTA MOLIDA
PARA LA CONFITURA DE LIMÓN Y ALCAPARRA
  • LIMÓN 100g
  • AZÚCAR 100g
  • ALCAPARRAS EN VINAGRE 50g
PARA LA COMPOTA DE TOMATE
  • TOMATES 300g
  • AZÚCAR 40g
  • VINAGRE DE VINO 20g
  • PIMENTÓN DULCE Y SAL
  • SALSA TABASCO Y LEA PERRINS
  • UNA CUCHARADA DE AGUA
PARA LAS PATATAS FRITAS SOUFFLE
  • PATATA VIEJA
  • ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA
  • SAL
  • CURRY, CILANTRO, COMINO
  • PIMENTÓN DULCE
Como podéis ver los ingredientes los podemos encontrar en fácilmente en cualquier mercado. La receta original en el emplatado intenta asemejar una costilla. Yo lo hice en cubos. 


1. Lo primero que vamos hacer es preparar la carne para que vaya macerándose. Vamos a coger los filetes de ternera y martillearlos un poco para romper fibras. Separar las posibles vetas de grasa y cortar en taquitos pequeños, pero que no quede como carne picada. Le ponemos sal y pimienta molida y la ponemos en recipiente tapado en la nevera. 

2. Vamos a preparar el aliño de la carne. Picamos los pepinillos, las alcaparras y la cebolla muy finitos. Mezclamos media cucharita de mostaza y mayonesa. Una cucharadita de tabasco y otra de salsa Lea Perrins. Por último espolvoreamos con un poquito de pimienta negra molida. Mezclamos bien y lo integramos todo con la carne que teníamos reservada. Removemos con una cucharita y ya veréis que olor más rico sube. Es inevitable probar como sabe, pero te aconsejo que lo dejes en la nevera mientras terminas el resto de la receta. Bien tapado para que no pierda sus propiedades y cada 5 minutos darle un par de vueltas.


3. Ahora vamos a preparar la compota de limón. Ponemos en un cazo el limón cortado en daditos pequeños. El azúcar y las alcaparras bien picadas. Calentamos a fuego medio y removemos para que no se pegue. Veremos como va espesando, cuando tenga una consistencia de confitura lo separamos del fuego. 

4. Para la compota de tomate ponemos a calentar un cazo a fuego medio. Ponemos una cucharada de agua, el vinagre, azúcar y NO removemos. Cuando comience a burbujear comenzamos a remover poco a poco hasta que se haga más fluida. Entonces añadimos el tomate bien triturado, casi puré. Añadimos también las salsas Lea Perrins y tabasco, un par de cucharaditas y por último media cucharadita de pimentón rojo. Removemos todo bien y dejamos que reduzca unos minutos a fuego medio hasta conseguir la compota. 

5. Las patatas souffle son complicadas de conseguir. Yo finalmente no pude conseguir el acabado perfecto. Durante unos segundos si se me hincharon pero... Plof! Se vinieron abajo. Pelamos la patatas y la cortamos muy finas como mucho 4mm de espesor en forma de cuadraditos. Con la forma de una ficha de scrabble, pero un poco más fina. Las lavamos y las secamos muy bien con papel. Luego las freímos a baja temperatura 130ºC en con abundante aceite de oliva. Cuando digo abundante ten en cuenta que freirás como mucho 20 patatas, eso sí debe ser una freidora profunda porque hay que removerlas bien. Las vamos moviendo durante unos minutos hasta que estén blandas. Las retiramos del fuego y las ponemos en papel de cocina. Ahora tenemos que subir la temperatura a 180ºC y removemos. Veremos como algunas patatas se van inflando. Las retiramos y ya está listas. A mi se desinflaron en ese punto... la próxima vez irá mejor. 
Ahora aliñamos las patatas cada una de una forma diferente. Una con un poquito de pimentón dulce, a otra le ponemos cilantro y comino mezclados, otras con curry... Y ya tenemos todos los ingredientes listos.

PRESENTACIÓN

Cogemos los moldes y ponemos dentro la carne. Apretamos un poco para que al desmoldar no se venga abajo. Colocamos una patata sobre cada cubito de tartar y adornamos con las salsas. Así de fácil, de elegante y sabroso. La combinación de sabores es una barbaridad. 

¿QUÉ BEBEMOS? 

La verdad es que yo bebí agua. Ya sé, soy un soso, pero quería saborear cada bocado. 


Steak Tartar by Joan Roca - Foto de la web http://www.recetasderechupete.com


ORIGEN E HISTORIA

El tartar no es un plato que se haya inventado hace poco. De hecho en algunos países como por ejemplo Polonia es uno de los platos típicos y tradicionales. Lógicamente esta versión que os he presentado esta lejos de la tradición. Se usa un concepto tradicional para fusionarlo con nuevas combinaciones de sabores obteniendo un resultado sorprendente. Como podéis entender la receta original de Joan Roca utiliza ingredientes de altísimo nivel y técnicas muy sofisticadas. Hace unas bolitas de helado de mostaza nitrogenada y cosas con las que ningún mortal puede competir. En la foto superior tenéis el aspecto de su tartar. La foto es de la web de http://www.recetasderechupete.com, gracias. Pero esta es mi versión. Espero que os guste mucho.


OTRAS RECETAS DE MI BLOG QUE PUEDEN INTERESARTE

lunes, 23 de septiembre de 2013

Judiones de la Granja de San Ildefonso

Los Judiones de la Granja de San Ildefonso es una receta de la Provincia de Segovia. Un plato ideal para los días de frío, cargado de poder calórico y sabor. Es una comida de cuchara que guarda ciertos paralelismos con la fabada asturiana, aunque no son lo mismo.

La historia de los judiones es curiosa: de alimento para faisanes y caballos a manjar y posteriormente a plato típico de Segovia. Vamos a preparar los famosos Judiones de la Granja paso a paso para que puedas hacerlos en tu casa y te salgan perfectos.


Judiones de la Granja



INGREDIENTES

  • 500 g DE JUDIONES 
  • MORCILLAS 2 O 3
  • OREJA DE CERDO, O MANITA O CARETA. 
  • CHORIZO PARA GUISAR
  • CEBOLLA 1
  • LAUREL
  • AJO (UNA CABEZA)
  • ACEITE DE OLIVA 75 ml
  • PEREJIL FRESCO
  • HARINA UNA CUCHARADA
  • PIMENTÓN 
  • SAL 
Vemos un parecido razonable entre los ingredientes de los judiones y la fabada asturiana, pero no son exactamente lo mismo. 
Los judiones se pueden encontrar en cualquier supermercado. Hay quien usa pimentón picante para darle un sabor más fuerte. 
Lo primero, como siempre que hacemos una receta con legumbres, es ponerlas a remojo la noche antes. Tenemos que tener una olla grande o cazuela para poder hacer los Judiones de La Granja.

A COCINAR!!!

1. Es aconsejable ponerse de buena mañana con este plato, porque tiene sus horas de cocción. Cogemos los judiones y los pasamos a un cazo hondo con agua. Los ponemos a calentar a fuego medio alto y añadimos una hoja de laurel. Cuando empieza a hervir le volvemos a añadir agua fría, un vaso. Esperamos a que llegue a ebullición otra vez y ese es el momento de añadir el chorizo, la morcilla y la oreja entera. Normalmente se usa oreja, pero hay quien también le añade panceta, tocino, manitas de cerdo... Ahora bajamos a fuego lento tapamos y dejamos que cueza durante unas dos horas y media o tres. Cuando llegues a las dos horas y media saca un judión para comprobar que no se deshace. Deben estar tiernos pero no deshacerse. 

2. En las tres hora nos da para hacer muchas cosas. Rosquillas, buñuelos de calabaza, paparajotes... 
Vamos al siguiente paso de los judiones de La Granja. Picamos la cebolla muy finita y la pochamos en una sartén a fuego lento con el aceite de oliva (75ml). Cuando ya esté transparente le añadimos una cuchara de harina tamizada y  una chucharadita de pimentón dulce y lo vamos removiendo todo sin que se queme. Dicen que la manera de remover este sofrito es sin cuchara, moviendo la olla como el que busca oro en un río. Lo dejamos un par de minutos. Te recomiendo que estos pasos los hagas a falta de pocos minutos de que los judiones se terminen de hacer. Así todo estará caliente. 

3. En un mortero ponemos tres dientes de ajo, un puñadito de perejil (solo la hoja) y una pizca de sal. Lo machacamos todo bien hasta conseguir una majada (una especie de pasta o crema espesa).

4. Ahora añadimos el sofrito de cebolla, pimentón y harina a la olla de los judiones. Removemos bien para que se mezcle y de color al guiso. Sacamos de la olla 3 o 4 judiones y los machacamos en el mortero del ajo. Añadimos el mortero a la cacerola de los judiones y dejamos a fuego lento durante otros 15 minutos. 

5. Una vez que ya tenemos todos los ingredientes en el mismo lugar es el momento de comprobar el punto de sal y sabor. Ahora aún estamos a tiempo de rectificarlo. 

PRESENTACIÓN

En un plato hondo, porque no es fabada... si fuera fabada podríamos usar las míticas cazuelas de barro que todos tenemos en casa. Pero por diferenciar, usaremos platos hondos. Sacamos los chorizos las morcillas y la carne y la troceamos. Así es más sencillo distribuirla en los platos. Y ya tenemos preparados nuestros Judiones de La Granja. Un plato único con un sabor intenso y muy particular. Deja bien claro a tus comensales que no es fabada, cada cosa por su nombre... Judiones de La Granja

¿QUÉ BEBEMOS?

Un vino tinto es lo que mejor acompaña a este plato. 

ORIGEN

Las judías, judiones, fabes... y leguminosas en general nos llegaron a España procedentes de las américas. Los judiones de La Granja en su origen eran usados por los señores del Siglo XVIII para alimentar a los faisanes de la mujer de Felipe V, Isabel de Farmesio. Tenía en La Granja de San Ildefonso una residencia de descanso y allí se dedicaba a sus jardines y sus faisanes. Los judiones también se usaron como alimento para caballos. Con el paso del tiempo las gentes fueron apreciando las legumbres y sus virtudes culinarias. Los Judiones de La Granja se plantaban, y aún lo hacen, en la Sierra de Guadarrama. Los judiones originales son un producto complicado de conseguir si no vives cerca de Segovia. Pero existen otros judiones que no siendo de origen La Granja también pueden servirnos para realizar la receta.
Actualmente las empresas dedicadas al cultivo están pelando para conseguir una distinción especial, una "Marca de Garantía" y están a punto de conseguirlo. 
En los supermercados puedes encontrar judiones y en algunas bolsas pone la palabra Granja, pero eso no asegura su procedencia. Si miras el lugar de envasado tendrás más información.

Bueno espero que te animes a cocinar los Judiones de La Granja ahora que llega el frío. Aunque llevan su tiempo de preparación el resultado final vale la pena. 

OTRAS RECETAS SIMILARES

OLLETA ALICANTINA DE ALICANTE OLLETA
OLLETA ALICANTINA
Crema de verduras receta crema de verduras casera receta
CREMA DE VERDURAS


AQUÍ TE DEJO MI ÚLTIMA RECETA


PERAS AL VINO, POSTRE FÁCIL Y SANO



peras al vino peras envinadas receta


OTRAS RECETAS QUE TE PUEDEN INTERESAR DE MI BLOG

lunes, 16 de septiembre de 2013

Pinchos Morunos ¿Cómo se hacen?

Los pinchos morunos o pinchitos, son sin duda, uno de los platos de carne más ricos y populares de la gastronomía popular. Me sería complicado poder decir de que localidad son endémicos o cual fue su lugar de partida, pero si tuviera que elegir seguramente me iría a Andalucía. Realmente podría parecer que hacer un pincho moruno es fácil... carne, una brocheta, especias... Pero no es tan sencillo. Lo cierto es que todos hemos comido pinchos de cientos de sitios diferentes de bares, restaurantes, de la suegra, de la carnicería... y todos son distintos. Yo os voy a presentar la receta de unos pinchos que hice y para mi son los que mejor me han quedado nunca. Espero que os gusten tanto como a nosotros.





INGREDIENTES

  • 800 g DE PECHUGAS DE POLLO
  • AJO
  • SAL
  • PIMENTÓN DULCE
  • ORÉGANO
  • AGUA 1/2 VASO
  • CAYENA (OPCIONAL)
  • VARILLAS PARA PINCHITOS 
  • ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA

Lo principal para que un pincho este riquísimo es que la majada (adobo) sea bueno y tengamos paciencia con el tiempo. 

1. Ponemos 3 dientes de ajo en un mortero y machacarlos bien. Tiene que quedar casI como una pasta. Añadimos 1 cucharadita de sal, 3 de pimentón dulce, una cuchara grande de orégano. Removemos todo bien y le añadimos el agua. Si te gustan más picantes (yo tengo una mexicana en casa), puedes ponerle también cayena, yo uso chile rojo de árbol que nos trajeron de México.

2. Cortamos la carne en tacos, más o menos de 3x3 centímetros. Los ponemos en un recipiente, yo uso un bol. Le echamos por encima el adobo que habíamos preparado y un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Lo tapamos y lo metemos al frigorífico. 
En este punto es donde hay que tener paciencia y previsión. Lo ideal es hacerlos de un día para otro. Contra más tiempo estén en remojo más ricos estarán. Pero... con 3 o 4 horas ya están estupendos, doy fe. 
Acuérdate de mover la carne cada media hora más o menos para que todo quede bien impregnado. 

3. Tienes dos opciones, pincharlos en las varillas antes o después. Yo los pincho antes y los suelo hacer en una plancha, los hago allí por pura comodidad. Si tu prefieres hacerlos en la sartén o en el horno el resultado será muy similar. Si los haces en la sartén pones el fuego a calentar a fuego medio alto. Pones los pinchos morunos y los riegas con un chorrito de aceite de oliva más. No uses el jugo que te quedó para mojarlos, porque se te cocerán y no quedan igual. Mejor lo usas al final, cuando ya estén terminados. Calientas el adobo que habíamos usado y con una cuchara los mojas un poco. Pero eso ya es al gusto de cada uno.

PRESENTACIÓN

Los pinchos morunos son un plato original por si solo. En un plato llano o bandeja, con una buena guarnición de patatas fritas o bravas. 

QUE BEBEMOS

Pues una cerveza sería estupendo. Así podemos transportarnos a esa terraza del bar de tapas que más nos gusta, o aquella otra en la que estuviste en vacaciones... los pinchos me evocan vacaciones, verano y también las barbacoas que hacían mis padres en "el campo de todos" junto con morcillas, chorizos, panceta... mmmm... con el pan de pueblo... y las patatas a la brasa. Vale... ya basta! ¿Veis como tengo razón cuando digo que es un plato evocador de recuerdos?



ORIGEN

Podríamos pensar por el nombre que el origen es árabe. De hecho en gran parte del norte de África puedes encontrar platos muy parecidos. Pero los pinchitos morunos llevan tanto tiempo entre nosotros y les tenemos tanto cariño que diremos que son ibéricos. Una cosa si es cierta... los puedes hacer de pollo, de cordero, de ternera... pero no de cerdo ¿Será por la costumbre musulmana de no comer cerdo? Es  posible, pero en realidad lo que pasa es que no quedan igual de ricos, no combina igual de bien que con las otras carnes. 






OTRAS RECETAS QUE TE PUEDEN INTERESAR

martes, 23 de julio de 2013

EL PLATO TÍPICO DE HELLÍN, MICHIRONES

Hoy volvemos a tierras manchegas para saber como se hacen los michirones. Los michirones son una de las muchas recetas tradicionales de esta zona de Albacete. No son exclusivos de Hellín, también los puedes comer en muchas otras localidades de Murcia y de la Vega Baja de Alicante. Es una receta en la que la principal protagonista es el haba. Una comida muy de pueblo, rica y con mucha fuerza que se tomaba en los días de frío. Si andas por los bares de esa zona del sureste interior de España y pides una cerveza, que no te extrañe que te pongan una tapa de michirones... buenísimos. Además son muy sencillos de preparar y en poco más de una hora los tienes listos.

TIEMPO 80 MINUTOS      DIFICULTAD MEDIA           PRECIO BAJO





INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS


  • 1 KILO DE HABAS SECAS, LAS ENCONTRARÁS EN CUALQUIER SUPERMERCADO
  • 2 O 3 CHORIZOS ROJO PARA GUISO
  • HUESO DE JAMÓN
  • LAUREL
  • SAL
  • PIMIENTA NEGRA MOLIDA
  • GUINDILLA PICANTE
  • PATATA (OPCIONAL)
  • MORCILLA (OPCIONAL)
  • PANCETA (OPCIONAL)
  • 1 CABEZA DE AJOS
  • PIMENTÓN DULCE
  • AGUA

A COCINAR!!!

Como pasa con todos las comidas de pueblo tradicionales los ingredientes cambian según la familia. Las recetas van pasando de padres a hijos, así debería ser siempre, aunque ahora tampoco nos vamos a quejar de la ayuda del "internete".

1. Las habas al ser secas hay que rehidratarlas. Esto significa dejarlas en agua al menos durante 48 horas y cambiarles el agua unas tres veces. Váis a ver mucha similitud entre esta receta un estofado de lentejas. 

2. Ponemos en una olla las habas ya hidratadas y limpias, el hueso de jamón, el laurel (2 hojas) y la guindilla picante. 15 minutos en la olla rápida. Puedes echarle más hueso si quieres un sabor más intenso. 

3. Pasado un cuarto de hora destapamos la olla rápida y le añadimos el resto de ingredientes, es decir el chorizo en rodajas, la morcilla, la panceta, la patata, los ajos y una cucharadita de pimentón dulce. Se deja a fuego lento hasta que todos los ingredientes están en su punto y las habas están tiernas. De media hora a 45 minutos apróximadamente. Ve retirando la espuma que pueda formarse por encima. El caldo debe quedar espeso como el de una fabada. Vigila el punto de sal, y ya no queda más que servirlo.

PRESENTACIÓN

Los michirones se toman como aperitivo, tapa o primer plato intenso. Si tienes las típicas cazuelas de barro serán el sitio perfecto para poner raciones. Lo ideal son unas buenas rebanadas de pan de pueblo para ir mojando. Se sirven calientes, pero como ocurre con muchos platos de este tipo... están mejor al día siguiente.

¿QUÉ BEBEMOS?

Un vino tinto va perfecto con los michirones

VARIANTES

Bueno ya os habéis dado cuenta que he puesto muchos ingredientes opcionales. La patata, la cantidad de ajo, la cantidad de hueso de jamón, la morcilla, la panceta... Según lo que tengas en la despensa, tú no te preocupes, la esencia son: el haba, el laurel, el pimentón, el chorizo, el hueso de jamón y la guindilla.

ORIGEN

Es un plato en el que todos los ingredientes son secos, es típico de la gente que trabajaba los campos y pastoreaba. En Cartagena hay una cultura del michirón muy arraigada, igual que en gran parte de Murcia pero en Hellín no se quedan cortos.

Un plato más a la colección. La verdad es que el nombre es singular, de los que no se olvidan. Por cierto recuerda que las habas deben ser secas y de las grandes. Ahora ya no puedes decir que no sabes como hacer michirones.

Hasta pronto!!!




AVISO IMPORTANTE

AVISO IMPORTANTE